Por qué quiero dedicarme a la educación

Dar apoyo a los centros educativos mediante la aplicación del Project Management es una idea que he estado reflexionando durante el último año y medio. No ha sido un camino fácil, pero después de muchas conversaciones con profesionales de la enseñanza y la experiencia de trabajo adquirida en el I.E.S. Arabista Ribera, he decidido dedicar mis esfuerzos y recursos a la mejora de la educación. Todo, combinándolo con otra de mis pasiones, la Dirección y Gestión de Proyectos.

Allí estaba, a las nueve de la noche, en una de las salas del Parque Científico de la Universidad de Valencia, en la conversación que se convertiría en el punto de inflexión que me ha llevado hasta mi decisión. Todos se habían ido ya. Todos salvo Rafael Lostado Bojó, director del Executive Master in Project Management y yo mismo, que continuábamos charlando sobre las posibilidades y las mejoras que podría aportar la Dirección y Gestión de Proyectos al funcionamiento de los centros educativos. Me quedé gratamente sorprendido de su reacción a raíz de una pregunta, relacionada con el tema, que le había hecho momentos antes y debo confesar que recibí con gran satisfacción la oportunidad de conocer lo que pensaba sobre una cuestión que me rondaba por la cabeza desde hacía un tiempo.
Por fin había tomado la decisiónAquella noche de 29 de noviembre de 2012, la última de las XXX Jornadas Presenciales del Executive Master in Project Management, me sirvió para decidirme definitivamente a iniciar un nuevo camino profesional. El hecho de que una persona como Rafael Lostado, Doctor en Economía y profesor titular de Economía Aplicada en la UV, con una extensa carrera profesional y una importante participación en muchos grupos y asociaciones relacionadas con el Project Management, me trasladara un punto de vista coincidente en gran parte con lo que yo ya pensaba fue el empujón decisivo. Quedamos en seguir hablando más adelante, al haber avanzado mis estudios de postgrado y tener una mayor visión y conocimiento sobre la administración de proyectos. Buscaríamos la posibilidad de realizar unas prácticas en algún centro educativo y poder así hacer un estudio de aplicación de la Dirección y Gestión de Proyectos en este ámbito. Después de acompañarlo a su coche, para ayudarlo a cargar la gran cantidad de Proyectos Fin de Máster que nos había traído para que pudiéramos hojearlos, nos despedimos y volví a casa ilusionado y con muchísimas ganas de contárselo todo a mi pareja.

¿Qué puedo hacer?

Como podéis ver en la barra lateral de la web, soy Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos y una de las principales razones por las que me decidí a cursar estos estudios fue la gran orientación social de la ingeniería civil. Vertebrar el territorio, diseñar y construir infraestructuras necesarias para el desarrollo de la sociedad, planificar, mejorar y crear nuevos servicios urbanos, redes de transportes, etc. Y os debo confesar que me gusta muchísimo y que he disfrutado los seis años que me he dedicado a llevar adelante diferentes obras y construcciones, pero como gran parte de las cosas en esta vida nada es perfecto. A medida que avanzaban los años he vivido situaciones que me han hecho sentir realmente incómodo. En muchos momentos todo toma un cariz insignificante delante de lo que más importa a casi todos los que estábamos inmersos en este mundo, el dinero y las decisiones políticas.
Por todo esto, siempre he envidiado la situación de mi madre y mi mujer. Ambas son profesoras de secundaria y ambas tienen la suerte de poder dedicarse a la educación, en este caso de carácter público. La educación es, junto con la sanidad, la parcela más importante dentro del sistema social y participar en ella es realmente agradable. Por lo menos, así lo sienten ellas y así me lo han trasmitido, mi madre desde bien pequeño y mi mujer desde hace casi siete años. Pero aunque están muy contentas con su trabajo, también están muy preocupadas por los problemas y la situación que atraviesa la enseñanza, influenciada por un entorno político que está muy alejado del consenso indispensable para poder alcanzar la estabilidad necesaria y mejorar una parcela que, en otros países, está bajo la tutela de un pacto de estado irrefutable.
!Ya lo tengo claro!Así pues, creo que he acertado emprendiendo esta nueva aventura. Mi intención es ayudar a mejorar la situación de la educación mediante la aplicación del Project Management y, después de hacer un estudio de aplicación en el I.E.S. Arabista Ribera de Carcaixent, estoy convencido de los beneficios que aportaría al funcionamiento de los centros educativos. El objetivo es mejorar la marcha de estas instituciones, las cuales tienen suficiente autonomía como para poder perfeccionar y refinar su funcionamiento aunque se deban ajustar a las resoluciones de la administración.
Es innegable —y esta es la opinión generalizada de gran parte de los profesionales de la enseñanza— que sin dedicar suficientes recursos económicos y humanos es casi imposible conseguir una educación de calidad, pero también es innegable que el actual funcionamiento de los centros no ayuda a optimizar estos recursos. No me malinterpretéis. No estoy diciendo que no son necesarios. Lo que trato de explicar es que no nos podemos permitir el lujo de perder parte de esos recursos en cuestiones no directamente relacionadas con la enseñanza: pérdidas de tiempo y descoordinación del personal por una mala planificación de los procesos, gastos excesivos en los servicios de apoyo (luz, mantenimientos, material, etc.) por la falta de una planificación de costes y adquisiciones adecuadas, un sistema de comunicación poco eficiente… Podría mencionar más razones, pero todo esto ya lo hablaremos más adelante, en otros artículos del blog.

“…no nos podemos permitir el lujo de perder parte de esos recursos en cuestiones no directamente relacionadas
con la enseñanza…”

No se trata de generar ahorro, la educación no es un negocio. Se trata de intentar aprovechar la mayor parte de los recursos posibles e invertirlos en lo que realmente importa, en libros, en recursos TIC, en formación del profesorado, en ayudas a quien más lo necesita… en definitiva, en la educación del alumnado. Además, ya que estamos hablando de aportaciones de carácter público, ¿no pensáis que debería ser una condición totalmente innegociable que la mayor parte posible de estas aportaciones se reinvirtieran en la sociedad? Yo estoy convencido. Como también estoy convencido de que es de una gran honestidad e integridad tratar de conseguirlo y que sería un ejemplo para los alumnos y para la sociedad en general. Probablemente este es uno de los puntos de partida para recuperar el prestigio social que, bajo mi punto de vista injustamente, han perdido los profesionales de la docencia.
Por todas estas razones, he decidido dedicarme a la educación. Y he decidido hacerlo dando apoyo a los centros educativos en un campo que, generalmente, no acaba de dominar el personal de estas instituciones, y que a pesar de todos sus esfuerzos, difícilmente llega a un resultado óptimo adecuado. Espero poder apoyarles, ayudando a instaurar una manera de funcionar adecuada, con el objetivo de que nutra la institución en el futuro y de que sea totalmente adaptable a los posibles cambios de situación o de interesados: ¡un pacto de estado para el centro!

Comments

  • ¡Estupenda iniciativa Andreu!

    Comparto contigo muchos de los puntos que expones en el artículo, además del certificado PMP. Ello me ha llevado a participar como voluntario en el capítulo de PMI-MAD, en la iniciativa Project Managers para el Desarrollo. Aquí tratamos de trasladar nuestros conocimientos en gestión de proyectos a las ONGs, que también comparten algunos de los problemas que diagnosticas en tu post de los centros educativos.

    Daniel13 febrero 2014
    • Andreu Ahullana Santamaria

      ¡Me alegra que te parezca interesante Daniel!

      La existencia de la iniciativa del capítulo de Madrid Project Managers para el Desarrollo ya me había llamado la atención, pero todavía no he tenido tiempo para conocerla mejor. ¡Espero sacar algo de tiempo para conocer vuestras iniciativas y proyectos!

      Andreu Ahullana Santamaria13 febrero 2014

Deja un comentario